"Nada" de Carmen LAFORET (1944)

Mi opinión:
A pesar de ofrecer un ambiente oscuro y lúgubre, en el que se tendrá que mover la protagonista, esta novela te atrapa desde el primer momento. Ya sea por el recorrido de Barcelona que explica a veces la autora, ya sea por el deseo de 'entrar' en la novela y rescatar a su protagonista.

Quien más y quien menos ha tenido, en un momento de su vida, un punto de partida en el que ha puesto todos sus sueños y anhelos, y a pesar de los inconvenientes y obstáculos que haya podido encontrar, ha seguido queriendo alcanzar esos sueños.

Contraportada (Ediciones Destino):
Andrea llega a Barcelona para estudiar Letras. Sus ilusiones chocan, inmediatamente, con el ambiente de tensión y emociones violentas que reina en casa de su abuela. Andrea relata el contraste entre este sórdido microcosmos familiar -poblado de seres extraños y apasionantes- y la frágil cordialidad de sus relaciones universitarias, centradas en la bella y luminosa Ena. Finalmente los dos mundos convergen en un diálogo dramático. Comparada por la crítica con Cumbres borrascosas, Nada destaca tanto por su prosa fresca y directa como por la extraordinaria sensibilidad en la recreación de una voz femenina. Cuando el libro acaba, el lector tiene la seguridad de poder encontrar, al volver la esquina, a una muchacha pálida y triste, con toda la fuerza de su juventud condensada en el mirar. Es Andrea, absorta, queriendo algo, sin saber qué. Como el resto de los protagonistas, ha nacido a la vida real por un prodigio de la creación artística. Prodigio más que suficiente para formar parte de la Historia de la Literatura.

1 comentario:

MARÍA ALICIA GARCÍA FACINO dijo...

Os invito a leer el blog http://agustinviola.blogspot.com/ para leer el reportaje a quien descubrió que "Bolivia Construcciones" es un plagio del argentino porteño Sergio Di Nucci a "Nada" de Carmen Laforet.